Inicio / “soñé con volar un helicóptero y hoy lo estoy materializando”

“soñé con volar un helicóptero y hoy lo estoy materializando”

Fecha de Creación: 
02 de Noviembre de 2020
“soñé con volar un helicóptero y hoy lo estoy materializando”

En una tierra casi ignota, de paisajes verdes en las tardes, con el correr de aguas que traen ríos y quebradas, esa tierra diseñada para lo exclusivo en dónde el cielo se adorna con tonos naranjas y rojos con el nacer del día o en momentos del atardecer; muy al oriente de Colombia en los llanos orientales se ubica el departamento del Vichada, el segundo más grande en extensión.

Con una gran riqueza hídrica se encuentra el río Orinoco y Meta, además que han impulsado la preservación de los recursos naturales de la región, cuidando la identidad del Parque Nacional el Tuparro que tiene 548.000 hectáreas de reserva en flora y fauna nativa del departamento, sitio ideal para el senderismo y el avistamiento de especies como aves y animales propios de la región.

En Marandúa, Vichada se encuentra ubicada la Base Aérea “Cr. Luis Arturo Rodríguez Meneses” un terreno que cobija más de 62.000 hectáreas, construida con el fin de ejercer control del espacio aéreo y soberanía sobre la frontera, en aras de convertir al Grupo Aéreo del Oriente una Unidad estratégica en beneficio de los colombianos que hacen parte en esta zona tan alejada del país.

En esta tierra que alberga especies como dantas, pumas, osos hormigueros y perros de monte y tiene como característica cultural una mezcla de las culturas ancestrales indígenas y las llevadas por los migrantes, en su mayoría son rasgos de la cultura llanera, es por ello que en la mayoría de los eventos que se realizan en el departamento están presentes elementos de la cultura llanera.

“Desde que era niño siempre me apasionó la aviación, tuve el primer contacto visual me enamoré y muchos años después vi un desfile en el 20 de julio y terminó de gustarme” expresa el Capitán Jhon Games quien tuvo en su mente y se proyectaba como piloto militar.

Nació en Cumaribo, Vichada pero su crianza fue en Bogotá; menciona que la familia es el pilar fundamental y quienes siempre lo han acompañado en su carrera militar sobre todo en los momentos más difíciles, la cual inició en la Escuela Militar de Aviación EMAVI, el 14 de enero del 2008 y pertenece al curso Nº 84 de Oficiales de su Fuerza Aérea Colombiana. “Nunca pensé renunciar y dejar de soñar, el apoyo de mi familia era algo que me alimentaba día a día y luchar por mi futuro”, relata Jhon.

Una vez finaliza su etapa en la EMAVI, llega al Comando Aéreo de Combate Nº. 4 - CACOM 4, con el fin de iniciar un ciclo realiza el curso básico en helicópteros y fue destinado como copiloto del equipo UH-60 en el Comando Aéreo de Combate Nº. 5 - en Rionegro, estando allí por 5 años. La responsabilidad que adquieren los pilotos es fundamental, pues Games decidió tomar de cada instructor lo mejor para cuando tuviera la oportunidad de tomar los controles se hicieran de la mejor manera, formando un criterio.

“la primera vez que le dan a un piloto el mando es sentir una responsabilidad pero en la Fuerza Aérea contamos con las mejores tripulaciones que en todo momento nos dan la mejor asesoría”, de cada misión aprendió algo diferente que le suma a su carrera como piloto militar, una formación integra en la cual reciben instrucciones para llevar a cabo en situaciones adversas como de calma, las funciones que cumple el ala rotatoria son importantes y exigentes.

El “Colono” como le llaman, deseó llegar al Vichada y aportar su granito de arena a esta población, proyectándose en un momento llegar a Cumaribo; fue así que tomó por sorpresa su traslado al Grupo Aéreo del Oriente – GAORI en Marandúa, Vichada y lo que en algún momento pensó hoy en día hace realidad, pues a diario brinda su apoyo a muchas familias y menciona que es gratificante saber que con su trabajo está aportando al progreso de la población.

Su proyección a corto plazo es ser instructor, es un apasionado por los helicópteros y su prioridad es apoyar a las poblaciones más vulnerables de Colombia, llegando a los lugares que nadie conoce; “es importante desde niños soñar y trabajar para hacerlos realidad, cuando llegamos a las poblaciones en alguna jornada de apoyo al desarrollo, los niños me recuerdan que estuve ahí y en algún momento soñé con volar un helicóptero y hoy lo estoy materializando”, relata el Capitán Jhon Games, piloto de helicóptero del Grupo Aéreo del Oriente.

Autor: 
Subteniente Alexandra Quintero Fonseca
Enviar a un amigo
Compartir