Inicio / Barcos Corsarios

Barcos Corsarios

Se consideraban como tales los barcos autorizados por el Estado (lo cual permitía distinguir el "corso" de la mera piratería) para participar en las operaciones de la guerra marítima y efectuar operaciones por su cuenta, capturando, en beneficio de sus propios armadores, los barcos enemigos o neutrales sujetos a captura. Floreciente durante mucho tiempo y utilizada por todos los Estados por la ayuda que de ella recibían en la conducción de la guerra marítima, el corso degeneraba a menudo en actos ilícitos cometidos por tripulaciones sin disciplina alguna. El corso fue prohibido a mediados del siglo XIX (cf. París 1856, art. 1).