Inicio / El entrenamiento para la extinción de incendios, una constante de las tripulaciones del Bell 212

El entrenamiento para la extinción de incendios, una constante de las tripulaciones del Bell 212

Fecha de Creación: 
29 de Enero de 2021
‘La educación es el pasaporte hacia el futuro, el mañana pertenece a aquellos que se preparan para él, en el día de hoy’ Malcolm X.
El entrenamiento para la extinción de incendios, una constante de las tripulaciones del Bell 212

Uno de los temas más importantes para la Fuerza Aérea Colombiana está enfocado en la preservación del medio ambiente, que constantemente se ve afectada por diferentes factores tales como la contaminación, la deforestación, la explotación ilegal de sus recursos, la falta de conciencia en el tema de clasificación de basuras e incluso el vertimiento de sustancias tóxicas en las fuentes hídricas. Estos factores tienen diversas repercusiones en el ecosistema, tal como la contaminación que afecta los cultivos, un cambio climático en el mundo entero y la extinción de diferentes especies de fauna y flora que habita en las reservas naturales.

Es por esto que en los primeros meses del año el Caribe colombiano recibe la época de verano con intenso calor, acompañada de fuertes vientos, que se han convertido en dos factores determinantes en la generación de incendios forestales, a los cuales se suma la contaminación e incluso factores como explotación ilegal minera, en el caso de los manglares que tiene el Parque Natural Isla Salamanca. Por esto el Escuadrón de helicópteros del Comando Aéreo de Combate No. 3 realiza año a año diferentes entrenamientos para atender estas emergencias ambientales, que en reincidentes ocasiones han generado contaminación, afectación a lo flora y desplazamiento de las especies que habitan en los diferentes ecosistemas.

Uno de los pilotos del helicóptero Bell-212, explicó un poco más en que consiste este entrenamiento y cuáles son los principales factores que se evalúan a la hora de desplegar operaciones de extinción de incendios, para que logren contener las llamas en estos lugares, donde incluso a veces no cuentan con un fácil acceso por vía terrestre.

¿Cuál es el proceso del entrenamiento y en qué consiste?

-Principalmente se inicia con un briefing o una ‘sesión de información’ en la cual se dan instrucciones sobre los procedimientos de la operación, la seguridad con la que debemos contar todos los integrantes del equipo y el área de entrenamiento. Este último factor que es el área es uno de los más importantes ya que debemos establecerá cuál será la fuente hídrica que utilizaremos, generalmente el común de la gente piensa que utilizamos agua del Río Magdalena, que es una de las fuentes hídricas más grandes de nuestra región, pero no es así.
Por la dificultad que tiene esta maniobra, requerimos una fuente hídrica que no tenga tanta corriente y tampoco arrastre sedimentos, ya que estos pueden taponar la canasta en el momento de activar la descarga de agua, por ende, buscamos lagos o en caso de que los niveles de agua de estas fuentes hídricas sean bajos con el apoyo de los bomberos se arman unas piscinas artificiales que son llenadas con carrotanques de agua, pero la piscina solo se usa en operación, no durante los entrenamientos.

¿Cómo se desarrolla en la práctica este entrenamiento?

- Inicialmente despegamos para realizar la izada del Babi Bucket en un área verde, que es donde normalmente uno de los técnicos tripulantes engancha la canasta, se verifica la correcta instalación del sistema y funcionamiento del sistema tanto eléctrico como manual, que son a través de los cuales se abre la válvula de la canasta para realizar las descargas.
Luego de esto ya inicia el desplazamiento más o menos a 10 pies de altura hacia la fuente hídrica de donde vamos a tomar el agua, en donde realizamos un tráfico o un sobrepaso en la zona antes de hacerlo cerciorándonos de que no hayan, personas, semovientes y una vez verificado empezamos a descender por el agua teniendo en cuenta que el Bambi tiene una capacidad de 400 galones, por ende, se debe determinar lo que se puede cargar, dependiendo también del peso disponible en la aeronave. Luego de cargar el agua realizamos tres descargas en cualquier área boscosa que se encuentre deshabitada.

¿Cómo se realizan las descargas? ¿Hay algún factor que influya en la forma como se realizan las descargas?

-En el momento del entrenamiento practicamos dos formas en las que se descarga el agua, la primera es a órdenes del técnico tripulante, quien indica con precisión el lugar donde se debe liberar abrir la válvula que es operada por el piloto de la aeronave o la segunda es soltando las descargas de forma autónoma por este mismo. Las descargas se realizan dependiendo del tipo de fuego que está categorizado como ligero cuando corresponde a pastizales o llanuras, mediano cuando hay arbustos de menos de 1,50 Mts. y pesado cuando son bosques con árboles de las un metro y medio.
Estos tipos de fuego determinan la velocidad y la altura ya que si es muy alto y concentrado debe irse más despacio para poder mitigar principalmente los focos más calientes o en caso de ser más leve se puede volar más rápido para que el agua se disperse mejor.

Al finalizar la explicación este oficial exaltó la importancia que ha tenido el trabajo mancomunado con Parques Naturales de Colombia, los Bomberos del Magdalena, la Unidad Nacional de Gestión del Riesgo y las autoridades civiles de la zona, ya que es gracias al compromiso de todos aunado a su labor articulada que se han logrado controlar las grandes conflagraciones que se presentan el Parque Natural Isla Salamanca. Adicionalmente mencionó que para este año se estarán realizando comités de seguimiento a estos fenómenos con todos los involucrados, bajo la premisa de proteger la ‘Fuerza Natural’ de la hermosa Región Caribe.

Autor: 
Comunicaciones Estratégicas CACOM 3
Enviar a un amigo
Compartir