Inicio / El Grupo Aéreo del Oriente está comprometido con el desarrollo en el departamento del Vichada

El Grupo Aéreo del Oriente está comprometido con el desarrollo en el departamento del Vichada

La reserva sobre un terreno baldío que cobija una superficie total de 62.000 hectáreas, localizada entre el río Tomo y el caño Terecay en jurisdicción del municipio de Puerto Carreño, departamento del Vichada es una propiedad donde inició la construcción del Grupo Aéreo del Oriente con miras al desarrollo económico, social y militar.

La base aérea construida con el propósito de ejercer control en el espacio aéreo del oriente colombiano y soberanía sobre la frontera, y a su vez, para conducir operaciones aéreas que garantizan la seguridad del sector fue dotada con un sistema de defensa radar, inicialmente es operado por el personal militar americano en conjunto con operadores colombianos y a partir de 1998 es operado por el personal de Oficiales y Suboficiales de la Fuerza Aérea Colombiana y el soporte técnico por parte de la empresa Northropgrumman.

Las primeras obras de construcción se dieron al plan de desarrollo de la unidad, entregando el casino, el comando, sanidad, un bloque de habitaciones, un alojamiento para los soldados y la rampa de las aeronaves, con las que inició el funcionamiento de la unidad.

Para el año 2000, el Grupo Aéreo del Oriente recibió el nombre de Base Aérea "CR. Luis Arturo Rodríguez Meneses", en honor de un prestigioso oficial de la Fuerza Aérea de los años 40.
En aras de mejorar las comunicaciones aeronáuticas se constituyó como soporte de las operaciones aéreas en el desarrollo de misiones de orden público; así mismo, el Comando de la Fuerza Aérea tuvo a bien designar la primera aeronave orgánica del GAORI tipo G-358 Gavilán, para cumplir la misión de avión de enlace de transporte, el cual aterrizó por primera vez en esta Unidad Militar el 10 de Noviembre de 1998.

Por otra parte, a las instalaciones llegó un nuevo radar de configuración fija, por parte de la USAF aumentando de esta manera la capacidad y cobertura, convirtiéndose en un arma de guerra de vital importancia para la soberanía nacional sobre el espacio aéreo.

El reto que enfrenta año tras año su Fuerza Aérea Colombiana en el departamento, ha sido gracias al soporte y base de operaciones conjuntas y coordinadas en el área del Vichada y Guainía, las capacidades en operaciones de patrullaje e intercepción de aeronaves, con el objetivo de brindar capacitaciones a las tripulaciones de la Institución y afianzar la presencia de las Fuerzas Militares en estas regiones apartadas del país.

A través de los años, se ha venido realizando la constante mejora de las instalaciones tanto operativas como de vivienda para la unidad, buscando el mejor resultado para las operaciones aéreas y terrestres de seguridad y defensa de bases, así como para el personal de Suboficiales, Oficiales y civiles quienes a diario reflejan su constante trabajo y respeto.
Entre otras cosas, se construyó una torre de control de 6 pisos, que en la actualidad es la más grande con la que cuenta la Fuerza Aérea, depósitos de armamento, con una capacidad amplia y más segura que los anteriores, de tal modo que el Grupo Aéreo del Oriente ha crecido en infraestructura.

En la actualidad, la base cuenta con un hangar que efectúa los mantenimientos respectivos de las aeronaves asignadas a este Grupo Aéreo, tiene unas plantas eléctricas y de tratamiento de agua, además está en proceso el funcionamiento de un proyecto de paneles solares que busca generar energía por medio de cuatro plantas diésel, su objetivo es bajar la carga de combustible con la radiación solar y así reducir el 30 % de su consumo beneficiando a la unidad.

De esta manera, la base se encuentra comprometida con el medio ambiente, sus recursos naturales e infraestructura con el personal altamente capacitado en la ejecución de misiones de orden público, afianzando el afecto y solidaridad con la comunidad y velando por la seguridad y tranquilidad de los habitantes del oriente colombiano.

Autor: 
Subteniente Alexandra Quintero Fonseca
Enviar a un amigo
Share