Inicio / Las Relaciones Internacionales al servicio de la Fuerza Aérea Colombiana

Las Relaciones Internacionales al servicio de la Fuerza Aérea Colombiana

Fecha de Creación: 
31 de Enero de 2020
Las Relaciones Internacionales al servicio de la Fuerza Aérea Colombiana

“Apasionado por las Relaciones Internacionales, el poder aéreo y la seguridad y defensa nacional”, así se define el Teniente René Alonso Guerra Molina, Oficial del Cuerpo Administrativo del curso No. 33 en la especialidad de Derecho y Ciencia Política. ‘War’, ‘Guerrita’, Guerra o simplemente René como lo llaman sus superiores, compañeros y allegados, es uno de los profesionales en Relaciones Internacionales con los que cuenta la Fuerza Aérea Colombiana para aportar su conocimiento en el análisis de las amenazas y fenómenos tanto internos como externos que afectan al país, así como en escenarios de cooperación internacional, conflicto, procesos de paz y geopolítica que contribuyan a asesorar todos los procesos que conforman la Fuerza, para garantizar condiciones de seguridad y desarrollo para la nación.

El Teniente Guerra es oriundo de Barranquilla y egresado de Relaciones Internacionales de la Universidad del Norte, la institución en la cual durante una feria educativa conoció los procesos de incorporación de la Fuerza Aérea Colombiana, sin embargo, para ese entonces, la carrera de Relaciones Internacionales no aparecía en el mapa de la Institución, lo que lo motivó a tomar la decisión de irse para España a realizar su Maestría como becario de la Fundación Carolina. Estando allí recibió una convocatoria de la Armada de Colombia para incorporarse como oficial, algo que es muy típico para la gente de la costa por su cercanía al mar y los puertos en esta área del país. Sin embargo, su gusto por los aviones, la estrategia y el poder aéreo visto en el desarrollo de distintas operaciones militares, a las cuales se sumaron las misiones humanitarias de búsqueda y rescate en el país, fueron las razones que lo impulsaron a decantarse por la Fuerza Aérea.

- Aún recuerdo cuando mi papá me dijo: ‘Convocaron Relaciones Internacionales, ¿Por qué no te inscribes?- y fue allí donde inició el camino para convertirse en oficial, después de tantas idas y venidas a Malambo- Atlántico, donde se encuentra la oficina de incorporación del Comando Aéreo de Combate No. 3, viajó posteriormente Bogotá y finalmente a Cali, donde un 8 de julio de 2013, empezaría su formación como parte del curso administrativo No. 33. Después de 06 meses de entrenamiento culminó con esta etapa el 12 de diciembre de 2013, obteniendo la tan anhelada estrella de subteniente, con un gran esfuerzo, dedicación, compromiso y responsabilidad.

Una vez culminada su etapa en la Escuela Militar de Aviación, fue destinado a la Escuela de Inteligencia Aérea de la Fuerza Aérea Colombiana para integrar sus conocimientos de en Relaciones Internacionales con la especialidad de Inteligencia. En ella demostró su interés por la geopolítica, la seguridad y defensa nacional, así como el análisis político, convirtiéndose en el docente para estas asignaturas en la ESINA, Escuela de Inteligencia Aérea. Su experticia y profesionalismo, lo llevaron a la Jefatura de Inteligencia Aérea, donde se desempeñó como Analista y Jefe de Sección de la Dirección de Inteligencia Estratégica, realizando análisis de coyuntura internacional para comprender el impacto de los fenómenos de otros Estados y agentes supranacionales en el país.

Una de las primeras oportunidades se dio durante su primer año de subteniente, la cual gracias a su manejo de los idiomas inglés y francés, fue llevado como asesor de la LIV Conferencia de Comandantes de Fuerzas Aéreas de América, CONJEFAMER, realizada en Medellín.

Sus conocimientos llamaron la atención para apoyar uno de los tantos desafíos que emanaban de la coyuntura del proceso de negociación de paz entre el Gobierno Nacional y las antiguas Fuerza Armadas Revolucionarias de Colombia, llegando a la Dirección de Operaciones de Inteligencia Aérea, como jefe de sección Agentes Generadores de Violencia, desde donde apoyó el análisis con relación a la amenaza interna, así como el manejo del proceso de paz tanto con las FARC como con el ELN. Esto le dio la oportunidad de asesorar el Comité de Revisión Estratégico e Innovación CRE-i 5 del Comando General de las Fuerzas Militares, lo concerniente a la Seguridad del proceso de desarme, desmovilización y reincorporación de los combatientes de las FARC, garantizando la creación de las Zonas Veredales Transitorias de Normalización (ZVTN), que hoy en día son denominados Espacios Territoriales de Capacitación y Reincorporación (ETCR), como parte del Acuerdo General para la terminación del conflicto y la construcción de una paz estable y duradera.

Fue en el 2016, una vez terminada su labor en el CRE-i, cuando recibió la noticia que había sido merecedor de la beca para Doctorados Nacionales del Departamento Administrativo de Ciencia, Tecnología e Innovación “Colciencias”, para cursar el Doctorado en Ciencias Sociales de la Universidad del Norte. Razón por la cual fue trasladado al Comando Aéreo de Combate No. 3, donde ha tenido la oportunidad de combinar sus estudios doctorales con el asesoramiento al Comando y al Grupo de Inteligencia Aérea de la Unidad, en el desarrollo de apreciaciones, análisis sobre coyuntura internacional, nacional, retos a la seguridad y defensa nacional en el escenario de posacuerdo.

Durante el su proceso formativo ha logrado un acercamiento entre el Comando Aéreo de Combate No. 3 con las diferentes autoridades de la Universidad del Norte, especialmente las del Departamento de Ciencia Política y Relaciones Internacionales de la misma, para visitas académicas, apoyo logístico y cooperación interinstitucional. Gracias a lo esto, fue el encargado de la organización de dos eventos académicos en la Universidad, el primero de ellos fue: del conversatorio “Seguridad, Poder Aéreo, Conflicto y Paz al servicio de todos” realizado en las instalaciones de la Universidad del Norte, con motivo del nonagésimo octavo (98) aniversario de la Fuerza Aérea Colombiana; y el segundo fue un panel de discusión que se llamó “Violencia y amenazas transnacionales en el caribe colombiano: una mirada desde la academia y el sector público” con motivo del cuadragésimo primer (41) aniversario del Comando Aéreo de Combate No. 3.

Hoy después de más de seis años en la institución y a portas de concluir su Doctorado, reconoce que aún queda mucho camino por delante, muchas estrategias para garantizar la seguridad del país desde la Fuerza Aérea, aquella donde ha crecido personal y profesionalmente. Asimismo, agradece que la Institución reconociera e incluyera a la disciplina de las Relaciones Internacionales, como parte activa de la misma, demostrando su importancia y valor para la nación.

Finalmente, resalta que su formación doctoral y su corta experiencia militar, servirá para apoyar al Ministerio de Defensa Nacional, al Comando General de las Fuerzas Militares y al Comando de la Fuerza Aérea Colombiana, en el desarrollo de análisis, prospectiva e investigación que contribuya a la identificación temprana de amenazas, así como a garantizar la seguridad y defensa del territorio nacional, proyectando la capacidad operacional más allá del escenario del conflicto armado interno, sin dejar de tener en cuenta el escenario de posacuerdo y posconflicto que se avecina para el país, y donde la Fuerza Aérea seguirá jugando un papel importante.

Autor: 
Comunicaciones Estratégicas CACOM 3
Enviar a un amigo
Share