Inicio / Subteniente Vallejo, una mujer militar inteligente y perseverante

Subteniente Vallejo, una mujer militar inteligente y perseverante

Fecha de Creación: 
20 de Enero de 2020
Subteniente Vallejo, una mujer militar inteligente y perseverante

“Para los jóvenes que hoy en día tienen ese gran sueño de ser oficiales de la Fuerza Aérea, los invito a que continúen persiguiendo esa meta, que den todo de sí mismos para ingresar. Con orgullo puedo decir que es la mejor decisión que pueden tomar”

A partir de la década de los 40’s, por medio de la organización Mujeres Pilotos al Servicio de la Fuerza Aérea (WASP), se incorporaron las primeras cadetes femeninas. Con esta oportunidad lograron desaparecer las barreras que obstaculizaban integrar cursos regulares mixtos, donde las mujeres tendrían los mismos roles en combate, como pilotos de helicópteros o bombarderos.

Desde ese momento, la Fuerza Aérea Colombiana inició una etapa significativa para su evolución. Es por ello que, la historia de Laura Vallejo Cortés es digna de relatar, quien actualmente se desempeña en la especialidad de Cuerpo de Vuelo, caracterizándose por su inteligencia y disciplina.

Cuando tenía 4 años de edad, Vallejo comenzó a sobresalir por su alto nivel de rendimiento en disciplinas como volleyball, patinaje, karate, gimnasia y crossfit, entre otras, demostrando su máximo esfuerzo tanto físico como mental.

Mientras esta joven culminaba el bachiller en la ciudad de Bogotá, su padre le sugirió que continuara sus estudios en la Fuerza Aérea Colombiana y en aquel momento, ella se interesó por emprender su carrera militar, que, hasta el momento, no había pasado por su mente.

En diciembre de 2015 recibió la noticia que podría presentarse el siguiente año y de esta manera, se comenzó a tejer su sueño, aspirando pertenecer al curso regular de oficiales No. 92. Vallejo fue apta y en el 2016, con tan solo 17 años ingresó a la Escuela Militar de Aviación.

Por esta razón, había llegado el momento de despedir la hija mayor del hogar, quien debía marcharse al alma mater de la oficialidad, ubicado en la ciudad de Cali, donde se formaría integralmente durante 4 años.

Mientras se trasladaba desde Bogotá a Cali, con emoción y melancolía, Laura recordaba el apoyo incondicional que tendría de su familia y en su corazón, guardó las palabras de aliento, que estarían acompañándola a pesar de la distancia y dificultades en este nuevo proceso.

Laura inició sus estudios, pero también una vida militar a lo que no estaba acostumbrada, por eso, diariamente se exigía cada vez más para demostrar a sus superiores, que merecía alcanzar la primera estrella de subteniente.

De igual manera, en la Escuela Vallejo continuó con su pasión por el deporte, así que cuando era cadete participó en competencias como los Juegos Interescuelas, donde ganó medallas de plata y bronce en la disciplina de taekwondo. Además, hizo parte de la Banda de Guerra, Guardia de Honor, grupo de manejos especiales ‘Halcones Negros’, que le permitió asistir a numerosos eventos en representación de la Fuerza Aérea, aparte de rendir tributo al pabellón nacional, presidente, ministro de defensa y generales. En su último año, como alférez logró ser comandante de la Guardia de Honor, que significó cumplir una meta trazada, permitiendo forjar su liderazgo y valentía para dirigirse a los demás.

Es así como Laura Vallejo, el pasado 06 de dic. – 19, cumplió su gran sueño de ser oficial de la Fuerza Aérea Colombiana, pues durante los 4 años de permanencia en la Escuela, demostró compromiso, perseverancia y gallardía.

En la actualidad, la joven Vallejo es subteniente y ostenta los títulos profesionales de Ingeniería Mecánica y Ciencias Militares Aeronáuticas, este último con especialidad en Cuerpo de Vuelo. Como profesional, aspira a seguir capacitándose para alcanzar sus alas de piloto militar y ascender en los rangos militares de la Fuerza Aérea Colombiana, siendo un ejemplo a seguir para los futuros oficiales, quienes serán los encargados de dominar y combatir el espacio aéreo colombiano.

“Así se va a las estrellas”.

Autor: 
Comunicaciones Estratégicas EMAVI
Enviar a un amigo
Share