Se encuentra usted aquí

Inicio / UNICEF hace un llamado a mejorar las prácticas publicitarias dirigidas a la niñez y a la adolescencia

UNICEF hace un llamado a mejorar las prácticas publicitarias dirigidas a la niñez y a la adolescencia

Infografias Unicef

El 30 de junio se realizó la presentación del estudio exploratorio Promoción y publicidad de alimentos y bebidas no saludables dirigida a niños en América Latina y el Caribe, impulsado por UNICEF en colaboración con el Instituto de Nutrición de Centro América y Panamá (INCAP).

El documento revela que las prácticas de promoción y publicidad de alimentos y bebidas no saludables dirigidas a niños y adolescentes, a través de las redes sociales y en los centros educativos, influencian el consumo de productos que pueden ocasionar obesidad infantil y enfermedades crónicas no transmisibles en la edad adulta. Este tipo de publicidad vulnera principalmente su derecho a disfrutar de un buen estado de salud, tal y como lo establece el artículo 24 de la Convención sobre los Derechos del Niño.

De forma alarmante, el sobrepeso y la obesidad se extienden como una pandemia en América Latina y el Caribe. Según datos recientes publicados por la revista médica The Lancet[1], cerca de 4 millones de niños en edad preescolar y al menos 16 millones de adolescentes en la región sufren de obesidad y sobrepeso, es decir, el 10% de la población menor de 18 años. Mientras que en el pasado estos trastornos eran más característicos de entornos urbanos y de clase media en países de ingresos medios-altos, nuevas evidencias sugieren que estos modelos están cambiando y afectan cada vez más a los niños de los sectores urbanos y rurales más pobres de países de ingresos bajos y medios.

Los niños en edad preescolar, los más afectados

La falta de madurez y desarrollo cognitivo de los niños los hace más vulnerables a ser persuadidos por factores como la promoción y la publicidad. Por ejemplo, se ha encontrado que la exposición de apenas 30 segundos a comerciales de alimentos en televisión puede influenciar en las preferencias de alimentación de los preescolares.

“La reducción en el consumo de alimentos y bebidas no saludables es sumamente importante, por ello invitamos a los gobiernos para que refuercen sus legislaciones y desarrollen políticas públicas que controlen o eliminen la promoción y publicidad de este tipo de alimentos dirigida a niños, con el objetivo de reducir los niveles de obesidad, mejorar su calidad de vida y prevenir el desarrollo de enfermedades crónicas en la adultez”, dice la Jefa Regional de Salud de UNICEF, Luisa Brumana.

Nos unimos a esta campaña, invitando a usuarios y beneficiarios a consumir alimentos saludables e informarse y formar parte de nuestros Programas de Promoción y Detección Temprana con el fin de buscar que los niños y niñas generen desde pequeños hábitos saludables y sean adultos Sanos.

Tomado de la Página (http://www.unicef.org/lac/media_30193.htm)