Pasar al contenido principal
Logo Top

Drill instructor, guardianes de lo estándar en la educación militar

Con su característico sombrero, la seriedad de sus rostros, una voz fuerte y segura con la que imparten las ordenes, los Drill Instructor o Instructores Básicos Militares, reflejan la mística, la disciplina y la sabiduría de cada uno de los hombres y mujeres considerados como “guardianes de lo estándar”, pues, una de las premisas más importantes en la labor del instructor, consiste en mantener la unificación de criterios por medio de una estrategia de enseñanza dirigida a quienes se forman para servir portando el uniforme de la Fuerza Aérea Colombiana.

Formar militarmente a los futuros mentores del poder aéreo y espacial del país, es una tarea de mucha responsabilidad, por ello, se requiere garantizar que este selecto grupo de militares reciba una capacitación previa para adquirir los conocimientos necesarios para cumplir con esta noble labor de enseñar.

Esto se logra en un espacio de seis semanas donde Oficiales y Suboficiales realizan el curso pedagógico de Drill Instructor, el cual es dictado por instructores militares altamente capacitados, quienes con su liderazgo y experiencia orientan, guían y supervisan el proceso de aprendizaje de este personal militar que, al finalizar el curso, con profesionalismo y excelencia lograrán enriquecer el proceso de aprendizaje integral dentro de las instituciones militares.

En el curso los aspirantes a instructores básicos militares fortalecen los conocimientos en temas como, manejo del estrés, primeros auxilios, costumbres y cortesía militar, entrenamiento de alumnos reclutas, técnicas de instrucción, orden cerrado, planeamiento de instrucción, presión disciplinaria; cada una de estas técnicas necesarias para la enseñanza y formación de los jóvenes que inician su vida militar. Así como también, fortalecen la preparación técnica, física, mental y psicológica del personal durante su fase de aprendiz.

“Inicialmente se hace un recorrido por todos los reglamentos institucionales con el fin de conocerlos y analizar la importancia del cumplimiento de todas las reglamentaciones en cada una de nuestras actuaciones. Luego se reconocen los principales fundamentos pedagógicos y psicológicos que son empleados en la instrucción básica militar, incluyendo además primeros auxilios para la atención de emergencias médicas, entrenamiento físico, primeros auxilios psicológicos, derechos humanos, trabajo de equipos, seguridad en el manejo del armamento, estandarización de los alojamientos, y los diferentes cambios que se han introducido en este proceso inicial como parte de la evolución institucional. Todos los conocimientos impartidos a lo largo del curso de Instructores nos garantizan que al recibir a todos los hombres y mujeres que han tomado la decisión de servir al país, tendrán no solo a excelentes Instructores, sino el mejor ejemplo a seguir en su profesión militar”. Así lo indicó el Técnico Segundo Cristian Camilo Giraldo Marín, Instructor Básico Militar líder en la formación del curso.

Siendo garante de la educación en alta calidad, la Escuela de Suboficiales “CT. Andrés M. Díaz”, a través del curso pedagógico que se realiza cada año, en el marco de los 103 años de la Institución ha logrado capacitar a uniformados del Ejército Nacional, Armada Nacional y la Fuerza Aérea Colombiana, pertenecientes a diferentes escuelas de formación militar del país, esto con el fin de unificar conocimientos y procesos de aprendizaje de los futuros Suboficiales proyectando hacia la excelencia a quienes estarán al servicio de los colombianos y defendiendo la soberanía nacional.

Claro ejemplo de ello, son el Sargento Viceprimero, Willyan Pérez Gómez y Sargento Segundo Henry Fabian Macias López, del Cuerpo de Infantería de Marina de la Armada Nacional, Suboficiales que hacen parte del Plan Purpura del Comando General de las Fuerzas Militares y quienes se formaron en la cuna de la Suboficialidad en representación de las fuerzas hermanas.

Hoy resaltan la labor de la Institución Educativa nonagésima, indicando estar “agradecidos por esta gran oportunidad”, que les brindó la Fuerza Aérea Colombiana al realizar un curso que les da las herramientas para contribuir con la formación de militares exitosos, en miras de mantener la disciplina, como condición esencial para la existencia de toda Fuerza Militar.

“Agradezco a mi Fuerza Aérea, por permitirme la oportunidad de realizar el curso de Instructor Básico Militar, en la Escuela “CT Andrés M. Díaz”, en donde pude conocer y aprender la doctrina con la que se forman los Suboficiales de esta gran Institución, conocimientos que seguramente tendré la oportunidad de transmitir a los jóvenes colombianos que servirán al país”. Sargento Segundo Henry Fabian Macias López.

“Hoy gracias a la Escuela de Suboficiales FAC, al apoyo de mi familia y al esfuerzo realizado, me convertí en Drill Instructor, un paso más que me hace crecer en mi vida personal, militar y profesional. Durante el curso adquirí el liderazgo y los conocimientos de doctrina basada en los principios y valores, necesarios para la metodología de enseñanza académica de las nuevas generaciones” Sargento Viceprimero, Willyan Pérez Gómez.

Por su parte, las mujeres militares, engalando con su porte el sombrero característico de los Instructores Básicos Militares, con elegancia, feminidad y templanza han escalado con minucia del detalle convirtiéndose en Dril Instructors destacadas.

Este es el caso de la Técnico Tercero Ingrid Rodríguez Duran, una de las siete mujeres militares que se capacitaron en la octava versión del curso pedagógico de Instructor Básico Militar.

Para ella este curso representó una oportunidad “de poder demostrar una vez más el liderazgo que ejerce la mujer dentro de las fuerzas militares”.

Hoy la Suboficial dice sentirse “comprometida con las nuevas generaciones de mujeres militares, “ para mí es un honor y una gran responsabilidad, haber aceptado junto a otras mujeres este reto de hacer parte de un proceso que consiste en transformar civiles en militares para el servicio de la nación; no es una tarea sencilla, demanda disciplina, ejemplo y mucho compromiso, por lo tanto se convierte en una oportunidad para continuar afianzando el liderazgo desde el rol militar femenino y demostrar nuestra vocación de servicio”.

En conmemoración del 103 aniversario de la Fuerza Aérea Colombiana, la Escuela de Suboficiales “CT. Andrés M. Díaz”, prioriza la capacitación desde los ámbitos militar, académico, deportivo y en Derechos Humanos de los Drill Instructors, quienes tienen la responsabilidad de guiar el proceso de formación de los mentores del poder aéreo y espacial que en un futuro estarán al servicio de los colombianos y de la nación aportando a la misionalidad Constitucional de la Institución desde las diferentes Unidades Aéreas, ubicadas estratégicamente en el territorio nacional en pro de salvaguardar volando, entrenando y combatiendo para vencer la soberanía de los cielos de Colombia.

Ad Astra.

Autor
Comunicaciones Estratégicas ESUFA

Síganos en Google Noticias

Fuerza Aérea Colombiana

Marca Fuerza Aérea

Nuestra misión es volar, entrenar y combatir para vencer y dominar el espacio y el ciberespacio, en defensa de la soberanía, la independencia, la integridad territorial, el orden constitucional y contribuir a los fines del estado.

¡Así se va a las estrellas!